Por definición, las sirenas son criaturas mitológicas con apariencia pisciforme de cintura para abajo, es decir, con cola de pez. Aunque si uno es crítico – incluso con la fantasía -, observará que la locomoción de la Sirenita, por poner un ejemplo animado, es más bien propia de los mamíferos marinos; las extremidades posteriores se mueven de arriba abajo en vez de lado a lado como sucede en la mayoría de los peces. De hecho, probablemente cualquiera que pruebe de sumergirse a pies juntillas usará, con más o menos gracia, el movimiento pélvico de la Sirenita. Así mismo, los nadadores aprenden esta técnica para desplazarse debajo del agua. Se llama patada de delfín. Mientras quede aire en los pulmones, es una técnica muy efectiva y, por eso, se entrena hasta el más mínimo detalle. Incluso se ha estudiado la locomoción de los propios delfines para su comparación y mejora.Seguir leyendo.
Escrito por: El Pais Ciencia
Articulo Original: Por qué los nadadores imitan la patada de delfín

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *