“El cuervo me mira fijamente, una mirada intensa y curiosa, como si me preguntara qué me resulta tan sorprendente”. Esta frase de Jennifer Ackerman, de su exitoso libro El ingenio de los pájaros (Ariel), resume la fascinación creciente que la familia de los cuervos está despertando entre científicos y divulgadores. Precisamente, el libro de Ackerman pretende resaltar las increíbles capacidades de las aves, pero la inteligencia de los córvidos —cuervos, cornejas…— va más allá de lo esperable. Cada nuevo reto que los científicos plantean ante sus cerebros se resuelve con una solvencia que, como poco, equipara su inteligencia con la de grandes simios como chimpancés y orangutanes.Seguir leyendo.
Escrito por: El Pais Ciencia
Articulo Original: Los cuervos son más previsores que un niño pequeño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *